Medellín es ciudad. Vuelta a Colombia

Medellín es la ciudad a donde siempre quise ir. La ciudad que tenía en mente desde un principio antes de viajar a América. Varios millones de habitantes, con buen clima todo el año, y hoy por hoy, la ciudad de moda en Colombia. Así lo parece, cuando te das cuenta de que cualquier paisa (como se les llama a los oriundos de acá) se siente orgulloso de serlo, más que cualquier otro ciudadano de cualquier parte del país. Todo esto puede sonar extraño respecto de una ciudad que hace veinte años era un cóctel de drogas y violencia único en el mundo. Pero hoy en día, la ciudad es otra cosa totalmente distinta.

Llegué a Medellín una tarde de lluvia. La ciudad está situada en un valle, y el aeropuerto principal queda fuera de éste. Lo primero que impresiona, aún viéndolo desde el aire, es el paisaje, muy verde y lleno de montañas. Una vez aterrizas, yendo en coche tienes unos cuarenta minutos de monte hasta llegar a la ciudad.

DSC_0015

La primera pregunta cuando uno llega a Medellín en avión es… ¿dónde está Medellín?

Como en Caracas, y a diferencia de Cartagena, cuando llegas a Medellín te das cuenta de que estás en una gran ciudad. La llaman “la ciudad de la eterna primavera”, pues el clima suele estar todo el año entre 20 y 30 grados, y lo único que cambia es que tiene meses en que llueve más y otros más secos. Sin embargo, cuando llegué fue un poco deprimente… hacía “frío”, como para ir en jersey, y no paraba de llover. De hecho, no paró de diluviar en mis ¡30! primeras horas en la ciudad. ¡Creo que nunca había visto llover tanto tiempo seguido! Así que lo que estaba pensando al principio era… ¿qué es esta castaña de la “eterna primavera”? Por suerte, el mal tiempo apenas duró dos semanas, y luego la cosa cambió a como yo lo había imaginado: un sol espléndido y un clima parecido al mes de mayo en España, sin calor excesivo.

Mi primera estancia fue cerca del Parque Lleras, epicentro de El Poblado, que es algo así como el barrio VIP de la ciudad; una zona de torres de edificios y calles arboladas. El Parque Lleras es además el lugar principal de fiesta. Lo primero que sorprende al llegar al hostal, es que está lleno de extranjeros. Yanquis sobretodo, pero también bastante gente de Europa. Medellín es una ciudad turística, quizá no al nivel de las grandes europeas, pero sin duda sorprendentemente turística dado el concepto general que desde fuera se tiene de dicha ciudad. Los precios en esa zona, algo baratos, pero ya a nivel europeo, por lo que se me acabó el chollo venezolano. Apenas estuve unos días allá y luego Fernanda y Alejandra, dos couchsurfers que mi amigo Gonzalo me recomendó, me dejaron quedarme otros días en su casa. Estas chicas viven en la ciudad universitaria, más céntrica y bien comunicada con metro y autobús, siendo un barrio de estratos 3-4, no exclusivo como El Poblado. La zona me gustó por el ambiente, la situación, y el hecho de estar en una zona más “auténtica”, no rodeado de turistas, y cerca de mis primeros contactos en la ciudad, además de ser más económico que los barrios de estrato alto. Así que acabé quedándome a vivir en una habitación de la ciudad universitaria.

10659328_10152802729978517_6208836667545068024_n

Cena con las hermanas Alejandra y Elizeth (falta Fernanda), de las que fui huésped unos días

La gente es en general amable, y te tratan con especial educación y respeto… desde luego para un joven de España, que la gente te trate de usted es cuanto menos gracioso… ¡de repente resulta que soy alguien importante!

Mi idea al llegar a Medellín era un poco distinta a la que llevaba hasta el momento por América. Pensé que era el momento de dedicarme por primera vez 100% a jugar a poker, escalar al menos hasta NL 100 y conseguir una media de ingresos razonable, que me permitiera pagarme el viaje y vivir de esto. Por esto, entre otros motivos, hablé con Ricardo, y al poco se vino a Medellín a vivir conmigo, con vistas a mejorar en el juego y vivir cómodamente de ello.

20150605_234612

Con Ricardo de fiesta cerca del Lleras

Así que, a mediados de abril estaba en un apartamento de estudiantes de dos habitaciones, en un bloque universitario, con comida diaria a precio de estudiante en casa de nuestra casera, y con la estación pokerística montada en casa, con monitor, mesa y silla nuevos. El plan era meter muchas horas entre juego y estudio al principio, para subir niveles rápidamente y una vez establecido en el nivel superior disminuir la carga “laboral” y disfrutar de la vida en la ciudad. Todo pintaba bien.

Sin embargo, algo se torció. Parece ser que ser jugador profesional de poker es un tema bastante complicado, aunque esto es algo que hasta que no estás dedicándote 100% no eres consciente de ello. Como explicaba al final de este post, vivir del poker tiene en mi opinión muchas ventajas. Y como concluyo al final del artículo, “me imagino que el tiempo me dará otra perspectiva, así que este artículo me servirá para revivir y recordar todo aquello que me impulsó a tomar este camino“. Bien, pues la primera, en la frente. Aunque que aún no ha pasado mucho tiempo, ya tengo muy claros algunos puntos muy negativos de jugar al poker:

  • Es un juego estresante, solitario y asocial
  • Puedes dedicarle días, semanas y meses y perder dinero (¡y tiempo!)
  • No tienes límite de tiempo en cuanto a juego o estudio
  • Tu humor cambia según si ganaste o perdiste en el día
  • Afrontar una mala racha un poco larga es agotador
  • Es una actividad sedentaria y poco constructiva
  • No tener un horario fijo dificulta tener una vida equilibrada
  • El mejor horario para jugar, es cuando el resto del mundo tiene libre
  • Jugar desde casa, puede acabar provocando que no pises la calle en todo el día
  • El juego te consume física y mentalmente

Después de esto vais a pensar que dejo el poker directamente… ¡va a ser que no! Los aspectos positivos, que son muchos, no los voy a repetir, pues están en el post que indiqué arriba. Algunos de los negativos ya los conocía, pero florecen en todo su esplendor cuando te dedicas a ello todo tu tiempo. Si no vas con cuidado, es posible que acabes siendo un nerd, un friki de estos que juegan a juegos de rol en internet durante todo el día y no salen de su casa. Y lo peor, puede que te conviertas en un nerd que… ¡ni siquiera gane dinero! Algunas de las lecciones que he aprendido son:

  • Tener una gran fortaleza mental es primordial para dedicarse a esto
  • Es mejor jugar acompañado, y si es posible, por alguien mejor que tú
  • Es mejor jugar fuera de casa y sacar el “trabajo” de tu hogar
  • Es mejor tener a alguien que te guíe en tu aprendizaje, pierdes dinero, pero ganas tiempo
  • Es mejor jugar con un horario fijo
  • Debes esforzarte para tener una buena vida social
  • Debes encontrar tiempo para hacer deporte

Así a bote pronto. Ni siquiera a día de hoy estoy cumpliendo del todo estos puntos, pero es sin duda el objetivo. Finalmente, lo que ocurrió es que mi etapa en Medellín no fue lo que esperaba. Ha sido sin duda la etapa más dura de mi estancia en América, con algunos momentos difíciles. Especialmente duro al estar tan lejos de casa y llevar tanto tiempo sin ver a los míos. De todos modos, lo considero parte del aprendizaje, y ha habido buenos momentos también. Aquí un vídeo de la ciudad, en el próximo artículo explicaré un poco más sobre ella.

 

Y aquí os dejo uno de los hits de la ciudad, de uno de los famosos cantantes paisas más internacionales. Medellín se ha convertido en los últimos años en la gran capital del reaggaeton, y este género se ha convertido en poco menos que una religión en la urbe.

Anuncios

Un comentario en “Medellín es ciudad. Vuelta a Colombia

  1. Se echaban de menos tus actualizaciones 😉 ganas de saber más de tu experiencia en Medellin.

    Buen resumen de las contras del poker way of life… pero sin duda para el que es capaz de vivir de ello los pros ganan por goleada.

    Un saludaco parcero.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s